A LOS PROFESIONALES DEL EQUIPO DE SALUD QUE ATIENDEN ANCIANOS (01/05/20)
Hace más de un mes se me ocurrió cómo colaborar como Geriatría y Gerontólogo frente a la epidemia que estamos enfrentando. Pensé cómo y les mandé algunos datos más específicos sobre los ancianos.
Mi contribución en principio ha consistido en hacer planillas de seguimiento de los casos informados por el Ministerio de Salud de la Nación y presentados como un cuadro resumen. Se agregan algunos datos de interés gerontológico.

Planilla resumen para fundamentar entrevistas gerontológicas y geriátricas REB Fuente:

MSalud Nación

República Argentina Fecha 01/05/2020 UN. WP2019
Total fallecidos

218

I. masculinidad 62,39 %
Media edad varones 70,24 años
Media edad mujeres 74,72 años
Casos confirmados 4428
Tasa de letalidad 4,92%

 

Hay dos casos que faltan datos. Predominio de género masculino, especialmente en los más jóvenes. Es similar al gráfico de líneas que veníamos mostrando.

En base a las tablas de mortalidad estimada por género y edad, informada para la población argentina de Junio 2020por Naciones Unidas y relacionándolas con los fallecidos por género y edad obtenemos el siguiente gráfico.

PREGUNTAS PARA HACER A EPIDEMIÓLOGOS SI NOS ENCONTRAMOS CON ELLOS:

Las pruebas aleatorias de serología (test rápidos) sirven para:   1) saber lo lejos que está la inmunidad de rebaño, 2) plantearse fórmulas polémicas de salvoconducto, un permiso que permita moverse o trabajar a personas

Inmunizadas, y/o  3) conocer por fin la verdadera letalidad del virus.

 

PREGUNTAS QUE NOS HACEN LOS SANITARISTAS A LOS GERIATRAS:

Prestigiosos sanitaristas nos preguntaron acerca de la diferencia entre casos detectados y casos infectados (hay muchos pacientes que son portadores del COVID-19 y son asintomáticos o están en el grupo de sospechosos pero todavía no tienen resultados. Están infectados pero no figuran entre los detectados.

¿Porqué mueren los más ancianos?  Tema muy importante. Parecería  que la letalidad aumenta mucho por la comorbilidades ( y por las medicaciones?! ) Sabemos que una gripe común mata bastante a los que las tienen, según su gravedad ( y también a otros más jóvenes, aunque menos ).

Sería una tasa de letalidad por edad y comorbilidad según su severidad, difícil de obtener con certeza, pero fundamental en tanto la única posibilidad sea el aislamiento y después para priorizar en la vacunación si las disponibilidades fueran escasas…

Otras preguntas formuladas a los geriatras tiene  que ver con los pacientes susceptibles,¿Cómo detectarlos?  ¿Pueden adquirir inmunidad a pesar de ello? Importancia de la atención primaria de salud como herramienta para la detección precoz y el seguimiento, Hay datos internacionales o nacionales al respecto. Dejo las preguntas abiertas para que mis colegas participen.

Hay experiencia internacional sobre muchos casos de fallecimientos de ancianos en establecimientos  geriátricos. En Argentina cuantos casos hay, qué medidas se tomaron al respecto. Tenemos mucha gente con experiencia en esto Jáuregui, Nallím, Murgieri, Schmunis, Pérsico, etc…. Sería bueno reflexionar, ayudar, etc. recomendación del BID en la sesión de ayer.

En el último informe recomendaba  la lectura de la revista digital especial que subió la SAGG, y especialmente el artículo de Shapira y colaboradores sobre pacientes con demencia.  Les dije que me produjo efecto a mí e hice este pequeño informe de situación que me encantaría discutir con mis colegas de SAGG.

 

Consecuencias del aislamiento poblacional sobre una población de pacientes con demencia

Aquellos que nos ocupamos de pacientes con problemas de fragilidad, de discapacidad y de dependencia, tenemos varios aspectos en común, aunque los espacios de atención sean disímiles. El domicilio, una institución ambulatoria y un establecimiento geriátrico. Debemos pensar qué tenemos en común, los pacientes y la familia.

La crisis actual muestra  los problemas del sistema de salud respecto  a la atención de los ancianos. La primera es la falta de coordinación  sanitaria y social, en la atención de la continuidad de cuidados o en la atención socio-sanitaria. Tampoco hay una buena comunicación y/o mecanismo  de referencia entre los centros ambulatorios, la atención domiciliaria y los establecimientos geriátricos aunque  comparten categoría de pacientes similares. Creo que para mejorar este diagnóstico de situación,   el primer paso es conocernos, y especialmente saber qué hace cada uno.

Comenzaré por presentar a Centro de Día, que acaba de cumplir 42 años de atención. Específicamente me referiré a una experiencia de un centro ambulatorio que siempre se ocupó de los ancianos vulnerables y dependientes y específicamente en los últimos años  centrado en los trastornos cognitivos: atiende a pacientes con deterioros cognitivos leves y también a pacientes con demencia que categorizamos con  diferentes grados de la escala de deterioro cognitivo  de Reisberg (fundamentalmente atendemos pacientes con GDS 4 y GDS 5). Los límites de acción:  mientras puedan continuar en sus domicilios, tengan una familia continente  y puedan ser transportados de su casa al Centro.   Carecemos de mecanismos de referencia, como trabajamos con financiadores diferentes, son ellos los que producen el alta o la familia.

Un fenómeno nuevo debe ser tenido en cuenta  por los profesionales que atendemos a pacientes con demencia, cuáles serán los efectos de suspender por un   tiempo prolongado las sesiones presenciales de estimulación cognitiva debido a razones epidemiológicas. Hay experiencia con un hecho menor,  la vuelta de unas vacaciones, que cuando fueron prolongadas  nos ha obligado a realizar una evaluación simple para ver si se puede o no mantener los objetivos del tratamiento previo o deben ser modificados.

Este informe tiene un carácter descriptivo, cuál era la  situación previa  al confinamiento (medida a través de indicadores evolutivos), qué le está pasando al paciente hoy que debe permanecer  todo el día en casa, qué efectos produce este hecho en el cuidador principal o en el formal. A partir de esta nueva circunstancia se implementa un Programa Virtual de Asistencia. A la vuelta de la cuarentena y habiendo aplicado esas medidas cuáles serán los resultados esperados.  Una forma de evaluar la situación es mediante la comparación entre cortes realizados en el mes de marzo y los que surjan al retorno de la actividad presencial y también haremos la comparación entre algunos de los indicadores utilizados (por eso les mando esta primera información).

Comenzaré con la descripción de la población atendida en el CD en el mes de marzo del corriente, al que agrego ocho pacientes, que estuvieron en tratamiento hasta el mes de febrero y dejaron de venir por temor (de ellos y especialmente de la familia) cuando se detectó el primer caso de contagio del COVID-19 en el país,  el día 3 de marzo en CABA.

Los pacientes atendidos fueron 71 personas, 33 varones y 38 mujeres. El 46 % eran varones con una media de edad de 76 años (49-87 años) y el 54 % mujeres con una media de edad de 78 años (61-88 años). Estos pacientes están agrupados de acuerdo con su nivel cognitivo, su funcionalidad, y su capacidad de trabajar de una manera grupal.  Cumplen con dos programas diferentes el de Hospital de Día o el de Centro de Día en ambientes propios y separados.

Los indicadores que utilizamos para esta categorización son: MMSE ajustado a estudios cursados  y edad, Índice de Barthel y FIM, Escala de Tinetti, índice de sobrecarga familiar de Zarit.

¿Cuáles son los problemas que se pueden plantear con la suspensión de las actividades presenciales y cuáles sus posibles soluciones?

La primera actividad que nos propusimos  fue tener un registro de cada paciente con un informe periódico de la familia donde constara la situación de salud física y mental, el funcionamiento en la casa, quiénes conviven y quienes pueden ayudar y los problemas que se fueron presentando. Esta comunicación en sí misma ya es un alivio para la familia, y nos lo hicieron saber.

En la próxima comunicación me referiré al Programa virtual que desarrolló Centro de Día. Espero que les haya interesado,  comenten y critiquen que para eso trabajo. Si es así manden que quiera  seguir con el próximo capítulo la semana próxima. Feliz día del trabajo, que lo sigamos teniendo y que sea reconocido.

Un gran abrazo para todos.  Roberto

 

 

CENTRO DE DÍA

Para solicitar mayor información, complete el siguiente formulario con su consulta: